Un Cuestionado Juez Federal Integraría la Cámara que Deberá Decidir sobre el Destino de la Causa por Espionaje

Juez Bernardo Bibel

Por Pablo Portaluppi

Entre fines de esta semana, y comienzos de la próxima, la Cámara Federal de Apelaciones de Mar del Plata resolverá finalmente si la causa por espionaje ilegal que instruye el Juez Alejo Ramos Padilla permanece en Dolores, se muda a Comodoro Py, o, de acuerdo a una versión que viene circulando con insistencia en los últimos días, se dividirá en distintas jurisdicciones. Cabe recordar que la Cámara ya emitió tres resoluciones ratificando a Ramos Padilla al frente del expediente. Queda resolver un último recurso, vinculado al dictamen del propio Fiscal de la causa, Juan Pablo Curi, quien opinó que la misma debe ser remitida a los tribunales porteños, dictaminando que “el estado actual de la investigación (N d R: 28 de febrero), posibilitó distinguir la existencia de otros múltiples hechos que podrían constituir delito y en los que podrían encontrarse involucradas otras personas tales como periodistas y miembros de los poderes judiciales y ministerios públicos fiscales con ámbito de actuación fuera de la jurisdicción de Dolores”. Pese a ello, el propio Curi ordenó en los últimos días que se tome una gran cantidad de medidas de prueba.

Ante la renuncia de Jorge Ferro en marzo de 2018, cercado por denuncias de trata de personas y lavado de activos, el Tribunal de Alzada marplatense quedó integrado por los Jueces Alejandro Tazza y Eduardo Jiménez. Desde entonces, para la mayoría de las cuestiones que le tocó resolver, nunca debieron recurrir a un tercer magistrado. Sin embargo, según trascendió, para decidir sobre la competencia de Ramos Padilla, integrará la Cámara el Juez Federal de Necochea Bernardo Bibel. Se trata del mismo magistrado que fue severamente cuestionado hace pocas semanas por un representante del Ministerio Público por “estar sospechado de beneficiar a los imputados” de una causa derivada de la llamada “Ruta del Dinero K”, tema del que este medio ya se ocupó. El imputado más importante de este expediente es Roberto Porcaro, uno de los querellantes aceptados por Ramos Padilla en la causa de espionaje. Directamente se solicitó que Bibel sea apartado de la instrucción.

Una de las curiosidades del caso es que el escrito fue presentado ante la Cámara de Mar del Plata, que el Dr. Bibel ya supo integrar. Fue el 6 de abril de 2017, cuando se resolvió la nulidad de todo lo actuado en relación a unos allanamientos a casas de cambio y cuevas financieras que había dispuesto el Juez Santiago Inchausti y la Fiscal Laura Mazzaferri en 2016 debido a “graves inexactitudes en la transcripción de las escuchas telefónicas” realizadas por dos gendarmes. Aquella pesquisa, aunque sin proponérselo, llegó hasta Daniel Muñoz, presunto testaferro de Néstor Kirchner. En esa ocasión, la Cámara estuvo integrado por Bernardo Bibel.

El falso abogado Marcelo D´Alessio fue denunciado por extorsión por el empresario agropecuario Pedro Etchebest, quien alegó que D´Alessio lo extorsionó en nombre del Fiscal Federal Carlos Stornelli, quien lleva a cabo la compleja investigación de los “cuadernos” de la corrupción durante la era k, donde se encuentra procesada la ex presidenta Cristina Kirchner como presunta Jefa de una asociación ilícita y en la que hay más de 60 imputados. La denuncia fue radicada en el Juzgado Federal a cargo de Alejo Ramos Padilla alegando que la reunión dónde se habría llevado a cabo la extorsión ocurrió en la ciudad de Pinamar, cuya jurisdicción depende de Dolores.

En la causa por la que el representante del MPF, Gabriel González Da Silva, pidió el apartamiento del Juez Bernardo Bibel, se investiga la adjudicación directa el 14 de febrero de 2013 por el lapso de 35 años a un grupo de empresas denominado “Sitio 0 de Quequén S.A.”, para la construcción de un elevador de granos en el Puerto de Quequén, en la ciudad de Necochea. Según el Fiscal, “se omitió realizar el proceso de licitación correspondiente, e incumpliendo con los reglamentos del Consorcio Portuario Regional, otorgándose la concesión de forma directa y en muy pocos días”. También el representante de la Procuración subraya que “asimismo se investiga el pago aproximado de U$S73.000 a favor de Roberto Porcaro y su esposa Patricia Sirvente, como resultado de una operación de bolsa efectuada el 27 de diciembre de 2012, en la que interviniera como intermediaria la firma Financial NET”, una de las integrantes del grupo de empresas adjudicatarias. Dicha empresa se cree que podría formar parte de Helvetic Service Group SA, propiedad de Lázaro Báez, presunto testaferro de los Kirchner.

En su presentación, el Dr. González Da Silva dice: “Nótese que en la presente causa los hechos ocurrieron entre 2012 y 2013, siendo que 6 años después los imputados fueron convocados a declarar”. Recién en enero de 2019, el Juez Bibel decidió allanar, por pedido del Fiscal Federal de Mar del Plata Nicolás Czizik, el domicilio de Roberto Porcaro en el cual se “secuestraron” U$S400.000, Debido a ello, el representante de la Procuración pide el apartamiento del magistrado “por considerar que existe sospecha cierta de parcialidad”.

Fiscal Daniel Adler, y Jueces Alejandro Tazza y Eduardo Jiménez

Quien debió dictaminar sobre la competencia de Alejo Ramos Padilla en la causa por espionaje es Daniel Adler, Fiscal ante la Cámara. Pero quien lo hizo fue su par ante el Tribunal Oral Federal, Juan Manuel Pettigiani, debido a que Adler se excusó. Las razones de esta excusación están relacionadas directamente con la causa por la que Bibel es cuestionado.

Debido a la demora de la instrucción de la investigación en Necochea, el Fiscal José María Campagnoli, denunciante original de Lázaro Báez, radicó una denuncia en la cual imputó a los funcionarios judiciales intervinientes en la pesquisa, el Fiscal Federal de Necochea Juan Manuel Portela y el Juez Federal Bernardo Bibel. También denunció al Fiscal Federal ante la Cámara de Apelaciones de Mar del Plata, Daniel Eduardo Adler, “por la irregular tramitación de la causa en claro beneficio de los imputados”. Necochea es jurisdicción de la Cámara marplatense. Ante un nuevo impulso del expediente, los fiscales Portela y Adler se excusaron de intervenir al advertir que se encontraban implicados en la causa.

Quien fuera designado en su momento para instruir el sumario abierto por la denuncia de Campagnoli, fue el Juez de Dolores Alejo Ramos Padilla, quien se excusó de intervenir manifestando “compartir con los imputados Portela, Adler y Bibel diversos espacios profesionales”, lo que lo llevó a inhibirse de actuar en la investigación. Por los motivos expuestos, Adler decidió excusarse. Sin embargo, el Juez Bernardo Bibel decidiría sobre la suerte de su colega Ramos Padilla, con quien comparte, según el magistrado de Dolores, los mismos “espacios profesionales”. Adler es titular de la filial local de Justicia Legítima en Mar del Plata, la agrupación judicial K que también integra Ramos Padilla. No son pocos los que sugieren que el camino elegido por Stornelli fue equivocado: “Se debió pedir directamente la inhibitoria de Ramos Padilla”, le dijo a este medio una alta fuente judicial.

El 11 de diciembre de 2012, se publicó una solicitada llamada “Una justicia legítima”, en la cual se sostenía que “la independencia del Poder Judicial es un principio cardinal del Sistema Republicano”. Uno de los firmantes fue Eduardo Jiménez, quien en Marzo del año 2014 fue designado como Juez de la Cámara de Mar del Plata. Debido a ello, un ex camarista de una localidad cercana, quien debió renunciar cercado por el Consejo de la Magistratura dominado entonces por el kirchnerismo, asevera que “el rol de Jiménez no es para minimizar. Tiene más peso del que se cree”. Dicha aseveración viene a consecuencia de algunos dichos de distintas fuentes consultadas por este medio referidas al funcionamiento interno de la Cámara, quienes aseguran que el mencionado magistrado hace lo que dice su colega, Alejandro Tazza. Este último integra el Tribunal desde su creación en 1994.

El pasado viernes 26 de abril, el Fiscal designado para intervenir, Juan Manuel Pettigiani, dictaminó que se decrete la incompetencia de Ramos Padilla y se remita la causa a la Cámara de Apelaciones de Capital Federal “a los efectos de que sea asignada al Juzgado que corresponda”. Así mismo, adelantó que “en caso de una decisión contraria, recurrirá a la Casación”. Vale decir que, cualquiera sea la decisión de la Cámara marplatense, la Sala II del máximo tribunal penal de la Nación, integrada por Alejandro Slokar, Ángela Ledesma y Guillermo Yacobucci, deberá intervenir ya que las partes que no queden conformes con la resolución interpondrán un recurso.

El pasado lunes 29 fue recusado el propio Pettigiani por el abogado y también querellante en la causa Maximiliano Rusconi por estar sospechado de tener vínculos con el oficialismo. Por lo que se pudo sondear, el Fiscal sigue siendo crítico del funcionamiento del Ministerio Publico Fiscal, aún después de la salida de Gils Carbó, con quien mantuvo sonoros enfrentamientos, y no mantendría una opinión demasiado condescendiente con Comodoro Py.

Además de los mencionados Roberto Porcaro y Rusconi, otro de los tantos querellantes aceptados por Ramos Padilla es Ricardo Echegaray, quien irá a juicio oral por presunto encubrimiento a Lázaro Báez. El abogado del ex titular de AFIP es César Sivo, quien también supo representar a Alejandro Ferrarello, un conocido operador de Mar del Plata, quien ofrecía servicios jurídicos y contables sin poseer título habilitante de abogado ni de contador. Ferrarello sería el dueño del clausurado prostíbulo Madaho´s. con quien el ex camarista Jorge Ferro habría mantenido un estrecho vínculo, de acuerdo a la denuncia del Ministerio Púbico.

Ferro fue designado en 2015 como Instructor en el sumario abierto por Ramos Padilla contra los funcionarios del Juzgado de Bahía Blanca durante la controvertida subrogancia de este último, tema del que este medio se ocupó en diversos artículos. Dicho sumario originó una denuncia penal contra el juez de Dolores por coacción psicológica. Según se supo, la Fiscalía a cargo de investigar dicha denuncia habría solicitado la causa Ficcadenti, en la cual Ramos Padilla también está sospechado de encubrir a Lázaro Báez, junto con Ricardo Echegaray. http://elobservador.online/index.php/2019/04/20/el-paso-de-alejo-ramos-padilla-por-bahia-blanca-del-presunto-encubrimiento-a-lazaro-baez-a-la-coaccion-psicologica/

A la espera de una inminente resolución, el expediente de Dolores ya acumula 25 cuerpos y más de 50 legajos de prueba. Este dato no es menor ni parece casual: uno de los argumentos procesales para que una causa permanezca donde está es, justamente, el avance que eventualmente pueda registrar.

pabloportaluppi01@gmail.com

@portaluppipablo

 

 

 

 

 

Es un país libre. Comente lo que desee. Sin insultos

Deje aquí su comentario

Your email address will not be published.


*